MAYO

Adivina, adivinanza…

Efectivamente, además de la exportación de jamón y embutidos, la actividad económica más importante de la provincia de Salamanca es la fabricación de combustible nuclear para las centrales nucleares españolas y europeas.

Desde Juzbado, un pequeño pueblo situado en el Campo de Ledesma, se suministra el uranio enriquecido, en forma de elementos de combustible, a las centrales nucleares, tanto españolas como europeas. En concreto, la empresa ENUSA gestiona la compra de uranio, su conversión y enriquecimiento y, una vez el material enriquecido llega a Salamanca, se fabrican los elementos de combustible que se introducen en los reactores nucleares, tanto de agua a presión (PWR) como de agua en ebullición (BWR).

 

Se puede decir que el combustible nuclear es la estrella de la actividad económica salmantina. Desde el año 1985, se lleva fabricando ininterrumpidamente elementos combustibles en la fábrica de ENUSA Industrias Avanzadas. En concreto, en el año 2015 se procesaron 328,5 toneladasde uranio (tU), de las que un total de 203,6 tU se exportaron a centrales nucleares de países europeos, como Francia, Bélgica o los países nórdicos. Por tanto, ENUSA exportó el 62% del total fabricado. En cuanto a la distribución por tipos de reactores, de los 854 elementos de combustible que se fabricaron, 616 fueron para reactores de agua a presión (PWR) y 238 para reactores de agua en ebullición (BWR).

Desde el punto de vista económico, el volumen de negocio ascendió a 358M€, correspondiendo las ventas de combustible nuclear a países europeos con un montante de 48M€.

De esta forma, se puede concluir que la fabricación de combustible nuclear no es sólo una de las actividades con mayor volumen de exportación en la provincia de Salamanca, si no que además es uno de los principales motores económicos de región.